Estilo de vida Townhouse

Un proyecto inteligente e innovador, que supera las expectativas de una ciudad que se encuentra en su mejor momento.

En la diversidad de términos inmobiliarios se encuentran los lofts, townhouses, villas, city houses, departamentos y una larga fila de nombres de acuerdo a ciertas peculiaridades que la propiedad ofrece.

Con líneas simples y colores claros, este tipo de viviendas son proyectadas en tres pisos y mínima densidad, entregando una sensación de independencia, pero conexión a la vez; puesto que proyectan las áreas de uso común de la casa en la planta media. Ahí se concentran las zonas nobles como living, comedor, cocina americana y amplias terrazas. En los niveles superiores e inferiores se ubican los dormitorios: el principal con walking closet y los secundarios con un baño, patio interior y terrazas.


Para algunos propietarios la mayor ventaja de vivir en un
townhouse, es que se vive con la paz mental de no tener que encargarse del mantenimiento de jardines o por el espacio exterior de la vivienda, porque la administración se encarga de eso. A otros les atrae la seguridad que ofrece este tipo de comunidades y por el acceso a comodidades como terrazas, piscinas, estacionamiento privado. En una casa o departamento normal este tipo de comodidades no es tan fácil de tener.

El creciente desarrollo de la ciudades en provincia y la necesidad de cubrir la demanda de casa habitación en las zonas sub-urbanas dio lugar a este fenómeno arquitectónico denominado townhouse. Querer vivir en una propiedad lo más parecido a una casa, pero con la estructura de un departamento, impulsó la tendencia de los townhouses que, normalmente, se proyectan en espacios dentro o muy cerca de la ciudad. Proveniente desde Europa y Estados Unidos, este tipo viviendas representan el rescate tanto de las ventajas de una casa, así como de un departamento. Cuando se compra un condominio o un townhouse se entra a formar parte de una Comunidad de Interés Común(CIS), es decir, una propiedad en conjunto con otros propietarios y se comparten responsabilidades y costos de la propiedad. Los espacios amplios a doble altura, áreas comunes abiertas y pequeños patios traseros son parte de este estilo de vida.

La diferencia principal entre un condominio y un townhouse es que en el condominio el propietario es dueño del espacio de aire que ocupa su unidad de vivienda, pero no es dueño de la tierra que ocupa esa unidad; por el contrario en un townhouse el dueño es propietario de la unidad y de la tierra que ocupa esa unidad. El resto de construcción o de tierra por fuera de la unidades se le llama “elementos comunes” o áreas comunes y los propietarios comparten responsabilidades y beneficios por estas áreas.

Solicita más información sobre los townhouse BOARA Desde 2.7 Mdp 

 

DESARROLLOS

Contacto